Revista de Letras

Payaso de Agosto

3 abril 2009 Reseñas

poesia-grass-alta-resolucionPayaso de Agosto
Günter Grass
editorial Bartleby,2009
Traducción: Miguel Sáenz

La poesía de Günter Grass regresa a nuestra lengua de nuevo de manos de la editorial Bartleby. En esta ocasión se trata de un poemario escrito tras la polémica acerca de su libro autobiográfico Pelando la cebolla, en el que Grass reconocía haber formado durante un tiempo parte de la Waffen SS. Estamos ante un libro intimista, escrito con dolor: por las noticias acusadoras de los periódicos, por los amigos que le dieron la espalda… Ante esta situación, Grass se refugia en la naturaleza:  árboles,  peces, boletos, una remolacha, unos guantes de plástico abandonados en la mesa de la cocina… Pequeñas cosas que sirven de lenitivo y en las que Grass encuentra motivos y metáforas con las que elaborar su poesía.

Starobinski, en su Retrato del artista como saltimbanqui, analiza la función antropológica del artista como chivo expiatorio, rechazado primero y más tarde venerado por la comunidad, que encuentra en el acto sacrificial de su expulsión o su  repudio un elemento final de cohesión. Grass se retrata a sí mismo en estos poemas de un modo semejante al propuesto por Starobinski, es decir, como un payaso contra el que los medios de comunicación y los enemigos pueden lanzar sus pullas “-¡que se calle de una vez ese bocazas!-/que es vulnerable,/ahora le cuentan segundos -¡Fuera! ¡Fuera!-/y, acompañado de abucheos/y sólo aplausos aislados/lo sacan del ring.”

Tan importantes como los poemas son los dibujos a carboncillo que Grass ha ido haciendo a lo largo de sus expediciones en el seno de la naturaleza o en el mundo íntimo del hogar, dibujos que ilustran los poemas escritos junto a ellos y que hacen difícil deslindar la tarea plástica y poética de Grass en este libro. Todo -dibujos y poemas anotados junto a ellos- parece hablar de una sencillez casi naïf, engañosa, por supuesto. Se trata en realidad de esa sencillez que sólo es accesible a los que han adquirido la maestría en el oficio, oficio que Grass asocia con toda modestia a la tarea del cerdo trufero: “Hurgar en el follaje/abrir los matorrales,/bajo los robles, en las agujas de pino,/donde los abedules se alinean,/en lo profundo de los alisos,/cerca del ramaje carcomido,/entre almohadones de musgo, al margen de los caminos,/donde el bosque se aclara/todavía sin camino en sueños/y siempre con la nariz en el suelo;/inquieto yo, viejo cerdo trufero.”

Javier Moreno
http://peripatetismos2.blogspot.com

Etiquetas: editorial Bartleby, Günter Grass, Payaso de Agosto, Traducción: Miguel Sáenz

Sobre el autor

Javier Moreno

Javier Moreno (Murcia, 1972) es autor de las novelas 'Buscando Batería' (Bartleby, 1999), 'Click' (Candaya, 2008, Premio Nuevo Talento FNAC), 'Alma' (Lengua de Trapo, 2011), 2020 (Lengua de Trapo, 2013), y de los libros de poesía 'Cortes publicitarios' (Devenir, 2006, Premio Nacional Miguel Hernández), 'Acabado en diamante' (Premio internacional de poesía La Garúa, 2009), 'Renacimiento' (Icaria, 2009) y 'Cadenas de búsqueda' (El Desvelo, 2012). Es autor asimismo del libro de relatos 'Atractores extraños' (Inéditor, 2009). Ha ejercido y ejerce la crítica literaria en medios como 'Quimera' y 'Microrevista'.

¡Comparte este artículo!

Envía tu comentario