Quince años de L’Escola d’Escriptura

Una fotografía de de Chema Madoz de una tostadora de la que salen dos libros es la nueva imagen de L’Escola d’Escriptura del Ateneu Barcelonès, centro formativo de referencia en Europa que cumple quince años de vida en plena forma.

Cartel de l'Escola d'Escriptura
Cartel de l’Escola d’Escriptura

L’Escola d’Escriptura ofrece esta temporada más de cien cursos presenciales y virtuales de narrativa, novela y cuento, además de conferencias centradas en dar a conocer las herramientas del oficio de escribir.

Sus responsables explican que la escuela ofrece atención personalizada y, por tanto, el número de alumnos por grupo está estrictamente limitado, con un claustro formado por más de un centenar  de profesores, todos ellos escritores, críticos literarios, profesionales de las principales editoriales de Barcelona o catedráticos universitarios de renombre.

L’Escola d’Escriptura tiene como finalidad la enseñanza de las artes y los oficios de la palabra y se dirige a aquellas personas amantes de la lengua y la literatura que quieran convertir su pasión en un oficio, sea éste el de escritor o el de profesional del mundo editorial.

Además de los cursos presenciales, la EE ofrece un amplia abanico de cursos virtuales que tienen una duración de ocho meses y están estructurados en quince períodos didácticos. Las unidades didácticas y prácticas de cada curso cuentan con contenidos teóricos, ejemplos, cuestionarios didácticos, ejercicios, un amplio glosario, bibliografía y enlaces recomendados.

Asimismo, la escuela ofrece un servicio de coaching cultural, tutorías personalizadas en siete idiomas y cursos ad hoc para empresas e instituciones.

La matriculación ya está abierta y puede conocerse todo el programa detallado a través de la web http://cursos.campusdescriptura.com

Revista de Letras

Revista digital de crítica, cultura y pensamiento. Publicación bajo licencia Creative Commons. Desde 2008.

1 Comentario

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.